Mi?rcoles, 26 de julio de 2006
Reign of Fire

Cartel de El Imperio del Fuego

Direcci?n: Rob Bowman.
Gui?n: Gregg Chabot, Kevin Peterka y Matt Greenberg.
M?sica: Edward Shearmur.
Pa?ses: Reino Unido e Irlanda, 2002.
G?nero: Fantas?a, aventura, acci?n
Duraci?n: 96 minutos

Reparto:

Christian Bale (Quinn), Matthew McConaughey (Van Zan), Izabella Scorupco (Alex Jensen), Gerard Butler (Dave Creedy), Scott Moutter (Jared Wilke), David Kennedy (Eddie Scax), Alexander Siddig (Ajay), Ned Dennehy (Barlow), Rory Keenan (Devon), Terence Maynard (Gideon), Doug Cockle (Goosh).

Argumento:

Un cr?o de doce a?os descubre un drag?n y pierde a su madre. Algunos a?os despu?s, los dragones dominan el mundo y los humanos intentan sobrevivir.

Reflexi?n a la luz de las velas
Quinn y Creedy dirigen el refugio


Comentario:

Cl?sica pel?cula de aventuras aderezada con la tambi?n t?pica subtrama de h?roe en busca de redenci?n y venganza.

Para mostrar la subtrama, la historia comienza en la actualidad, con Quinn a los doce a?os, hijo de una pareja separada, que es el primero en ver un drag?n en el lugar de trabajo de su madre y poco despu?s la ve morir bajo su fuego. El deseo de venganza est? servido.

Despu?s, junto a los t?tulos de cr?dito, se ven noticias de peri?dicos (en ingl?s, sin traducir), que explican la evoluci?n de los dragones al tiempo que alguien escribe su historia para la posteridad (es de suponer que Quinn), escenas que transmiten el cl?sico mensaje de que s?lo puede quedar una de las especies, humanos o dragones.

Christian Bale y Alexander SiddigScott Moutter
Quinn con Ajay/ Jared, heredero del protagonista


Ya adentrados en el siglo XXI, se ve a Quinn adulto como l?der de una peque?a comunidad refugiada en un castillo.

Mediante una serie de breves escenas que incluyen la representaci?n de un pasaje de "El Imperio contraataca" para los ni?os por parte de Quinn y Creedy, que cumple, m?s o menos, la funci?n de alivio c?mico y amigo, con futuro previsible, del protagonista.

Adem?s, tras el cuento para dormir, cr?os y adultos recitan lo que es al tiempo una oraci?n y las normas de supervivencia de la comunidad.

Como es natural, no todo es felicidad en el para?so, y hay algunos disconformes que tienen sus propias ideas, contrarias a las de Quinn, sobre salir al exterior. Y lo hacen, demostrando que Quinn tiene raz?n y ha de rescatarlos, aunque pierden la cosecha.

Exceso de testosterona
Rivales


Es en esta precaria situaci?n cuando llega la gran esperanza USA, personificada por Van Zan, cuya arrogancia y prepotencia se ven subrayadas por un atuendo militar que incluye bandera, el pecho tatuado, la cabeza afeitada y el puro en la boca. "S?lo hay una cosa peor que un drag?n... los americanos", sentencia Creedy inspirado.

Continuando con el tono de argumento complejo, se inicia el enfrentamiento entre el brit?nico Quinn y el norteamericano Van Zan como representantes de dos formas de reaccionar ante la adversidad.

Quinn representa al h?roe atormentado, m?s interesado por la supervivencia de su peque?a comunidad que por eliminar a los dragones, mientras Van Zan es un hombre de acci?n y riesgo que opina que la raza humana (o quiz? la USA) debe dominar el mundo.

La testosterona, que no cesa
Quinn y Van Zan tienen distintas opiniones


Uno es partidario de la supervivencia pasiva y otro de la agresiva, lo que generar? el previsible enfrentamiento entre ambos l?deres.

As?, la llegada de estas personas, que "demuestran" con un diente haber matado dragones, que se trasladan en tanques y tienen un helic?ptero, fascina a casi todo el grupo, exceptuando al prudente Quinn y su lugarteniente Creedy: "Parece un marine mercenario", dice este de Van Zan.

Uno de los conversos es Jared, el muchacho rescatado a?os antes por Quinn de entre los brazos de su madre muerta, en una identificaci?n que le hace verle como un hijo, quien pasa de admirarle a sentirse fascinado por un helic?ptero y una manzana.

De paseo
Quinn se decide a ayudar


Para remachar su hip?tesis, el grupo de americanos consigue abatir un drag?n y aprovechar la circunstancia para reconvenir a los brit?nicos, que celebran el hecho, en un alarde de superioridad moral que les recuerda las bajas al matarlo. As? frenan su entusiasmo, y provocan el enfrentamiento entre los protagonistas.

En principio mediante una breve charla en que Quinn pregunta a Van Zan "?Qu? haces t? aqu?" y este le contesta "Yo lidero, t? me sigues", Quinn prosigue con un "No te llevar?s a los m?os, tengo un castillo que proteger", que culmina en un enfrentamiento f?sico de machos intentando dirimir sus diferencias, e incluye exhibici?n de torsos, tatuajes y testosterona, adem?s de un ba?o de yodo en el brazo herido de Quinn cuando han conseguido separarlos.

Exhibici?n justificada por el argumento
Quinn est? en forma

En un minuto, y aludiendo a posibilidades confusas y de dudosa consistencia, deciden ir a Londres y cargarse al que han decidido es el ?nico drag?n macho. Quinn, asustado, se niega, al menos hasta que pasa lo que pasa e inicia el camino de redenci?n... y del t?pico.

Quinn se va a Londres con Van Zan y Alex, la ?nica mujer con un papel de cierta relevancia, presente para cumplir el cupo y que el brit?nico le cuente sus traumas.

Como ?l es quien conoce el camino, el generoso norteamericano le suelta un "Quinn, lidera. Te seguiremos", que le devuelve protagonismo y propicia la ya mencionada redenci?n al enfrentarse a sus miedos.

No necesitan a nadie m?s
El trio protagonista en Londres

El enfrentamiento final con el drag?n se desarrolla en una serie de escenas confusas y carentes de emoci?n, pese al esperado sacrificio que culmina en el final esperanzador que se preve?a desde el comienzo.

Curiosos los dragones, cubiertos por la ceniza de la que se alimentan, con las alas agujereadas y cabezas felinas sobrevolando una Londres en ruinas.

En resumen: la pel?cula empieza bien, con su intento de profundidad psicol?gica y la recreaci?n de una sociedad post apocal?ptica que no por t?pica resulta menos eficaz, sobre todo en la sobria presentaci?n, aunque pierde fuerza con la llegada de los norteamericanos, las confusas explicaciones y excusas para decidir pasar a la acci?n y las anodinas escenas de acci?n que ocupan la media hora final. Entretenida.

Alguien tiene que sacrificarse
Planeando la estrategia a seguir


La escena:

Quinn y Creedy recreando la escena en que Darth Vader corta la mano a Luke Skywalker y le revela su parentesco.

Las im?genes:

- El drag?n posado sobre el edificio en llamas.

- La ?ltima mirada de Creedy a Quinn.

- Van Zan lanz?ndose sobre el drag?n.

La ?nica esperanza de la Humanidad est? liderada por norteamericanos y brit?nicos
Buscando al drag?n




*** T ***
Escrito por Thersuva @ 0:00  | Cr?ticas de cine
Comentarios (8)  | Enviar
Comentarios
Escrito por Valeya_B
Jueves, 27 de julio de 2006 | 13:55
Vi esta pel?cula hace bastante tiempo y no la recuerdo con especial regocijo Angelito

Me pareci? algo rollo, la verdad.

La escena-homenaje a EL Imperio contraataca, sin embargo, me hizo gracia. Est? muy bien y deja entrever lo que se supone ser?n los cl?sicos que pasar?n a la hiustoria, como el asunto de Luke y Darth Vader, que se supone que todo el mundo conoce y es parte de la cultura popular ?universal?

Bonito art?culo! Fumador
Escrito por reginairae
Jueves, 27 de julio de 2006 | 23:41
A mi tambien me parecio rollo, valeya... No est?s sola en esto jajaj
Escrito por Thersuva
Jueves, 27 de julio de 2006 | 23:44
Hum, espero que ambas os refir?is a la pel?cula y no a mi art?culo... Sonrisa Gigante

La verdad es que algo sosa si es...
Escrito por Valeya_B
Viernes, 28 de julio de 2006 | 14:06
El art?culo muy interesante, como siempre, Thersuva.

El caso es que la pel?cula, como propuesta apocal?ptica y visionaria de un mundo futuro y destruido.... bueno, me resulta atractiva, pero no el resultado final.

No saben hacer pel?culas futuristas como es debido. hacer pedazos

Me gusta mucho m?s, en este sentido, "El ?ltimo hombre vivo", con Charlton Heston, por poner un ejemplo.

?Alguna otra opci?n que se os ocurra? Fumador
Escrito por Runnie
Viernes, 28 de julio de 2006 | 14:42
Como universo apocal?ptico, el de Blade Runner es el mejor. Muy bien creado e interesante. Es una pel?cula que siempre vale la pena ver.
Escrito por Thersuva
Viernes, 28 de julio de 2006 | 19:14
Es que vaya ejemplos...

De "El ?ltimo hombre vivo", guardo un grato recuerdo, espero que no sea porque hace mucho tiempo que la vi... Angelito

De todas formas, he le?do que pronto se va a hacer una nueva versi?nde la novela ("Soy leyenda", de Richard Matheson), en que Will Smith interpretar? el papel de Heston... habr? que verla... y leer la novela...

Runnie, si, habr? que revisar "Blade Runner", qu? pel?cula, qu? Rutger Hauer...

A ver si se me ocurre alguna buena peli de tem?tica post apocal?ptica, porque lo que es ahora tengo la mente en blanco, ser? el calor.
Escrito por Valeya_B
Lunes, 31 de julio de 2006 | 13:45
Will Smith como "el ?ltimo hombre vivo"... ?se me abren las carnes de terror! Sonrisa Gigante

Bueno, que no, es broma... o casi. Will Smith es atractivo y eso, pero le faltan registros interpretativos dir?a yo.

Adem?s, no entiendo la necesidad de hacer remakes de pel?culas que, de por s?, ya son buenas. No hay nada m?s que decir de ellas, porque los resultados suelen ser bastante mediocres y peores que el original.

Pero si la hacen, seguro que la ver?, en DVD, en la tele...

S?, Rutger Hauer est? genial en Blade Runner. A ver si tengo tiempo y hago un art?culo sobre la pel?cula...
Escrito por Thersuva
Lunes, 31 de julio de 2006 | 19:35
Bueno,Valeya, te veo un poco... falta de confianza... en Will Smith, y no eres la ?nica, hay mucha gente que se est? rasgando las vestiduras ante la idea de que interprete la pel?cula, y ni siquiera son fans de Charlton Heston ni nada.

Es que el pobre est? poco valorado. NO!

Lo de hacer remakes... debe ser porque ya no hay ideas originales, o sino que se lo digan a Woody Allen y su "Match Point"... Vomitona (esto es por la peli de Woody)

S?, si, prepara algo sobre "Blade Runner" y ya la comentamos, aunque tendr?a que volver a verla, que hace ya algunos a?os de la ?ltima vez. Sonrisa Gigante